DIETA PARA PACIENTES CON PROBLEMAS DE COLESTEROL

Free Image Hosting at www.ImageShack.us

 Los valores del colesterol total en sangre se utilizan para decidir si es necesario un tratamiento dietético o hay que agregar medicamentos:
• Deseable: por debajo de 200 miligramos por decilitro (mg/dL)
• Intermedio alto: 200 a 239 mg/dL
• Alto riesgo: 240 mg/dL y superior

Más importante aún que los valores del colesterol son los valores de HDL y LDL en sangre, para imponer un tratamiento preventivo.

Las lipoproteínas son moléculas grandes que están formadas por un núcleo que contiene (colesterol y triglicéridos) y una capa externa formada por fosfolípidos, colesterol libre y apolipoproteínas.

Estas lipoproteínas se clasifican en diferentes grupos según su densidad, a mayor densidad menor contenido en lípidos (grasas), las que más nos interesan son:

Lipoproteínas de alta densidad (HDL)
Lipoproteínas de baja densidad (LDL)

HDL significa lipoproteína de alta densidad por sus siglas en inglés, llamada comúnmente “colesterol bueno”. Las lipoproteínas son proteínas tienen la función de movilizar en la sangre al colesterol (es una sustancia suave y serosa que se encuentra en toda el organismo ya que se necesita colesterol para funcionar adecuadamente), los triglicéridos y otros lípidos llevándolos a varios tejidos del cuerpo. Es conveniente hacer este examen de colesterol en la sangre para ver si la persona está en riesgo de sufrir un problema cardiovascular, un accidente cerebrovascular (ACV) u otro problema vascular. Los estudios han mostrado que cuanto mayor sea el nivel de HDL, menor es el riesgo de sufrir cardiopatía coronaria, por esto se lo llama colesterol “bueno”. La función del HDL es llevar el colesterol desde y por los vasos sanguíneos hasta el hígado, donde es descompuesto y eliminado a través de la bilis .
Un nivel de HDL de 60 mg/dL o superior ayuda a proteger contra la cardiopatía isquémica.

La Lipoproteína de baja densidad (LDL) o “colesterol malo” es una lipoproteína que transporta el colesterol desde el hígado al resto del cuerpo, para que sea utilizado por distintas células. Debido a que LDL transporta el colesterol también a las arterias, un nivel alto de LDL está asociado con aterosclerosis, infarto de miocardio y accidentes cerebrovasculares. Por esto le llaman “colesterol malo”, esta clasificación entre colesterol bueno o malo no es adecuada por qué el LDL cumple una importante función en el organismo. Sin embargo, su exceso si puede ser dañino.

El LDL se forma cuando las lipoproteínas de muy baja densidad pierden los triglicéridos (el principal tipo de grasa transportado por el organismo. Recibe el nombre de su estructura química, su valor normal en sangre es de aproximadamente 150 mg/dL) y se hacen más pequeñas y más densas, conteniendo altas proporciones de colesterol.

La American Heart Association proporciona un conjunto de guías para bajar el nivel de LDL y el riesgo de cardiopatía isquémica.

Menos de 100 mg/dL lo ideal.

Colesterol LDL óptimo, correspondiente a un nivel reducido de riesgo para cardiopatía isquémica 100 a 129 mg/dL

Nivel próximo al óptimo de LDL: 130 a 159 mg/dL

Fronterizo con alto nivel de LDL: 160 a 189 mg/dL

Alto nivel de LDL: 190 mg/dL y superiores,  excesivamente elevado, riesgo incrementado de cardiopatía isquémica.

RECOMENDACIONES DIETÉTICAS GENERALES PARA LA PREVENCIÓN DE LA ATEROSCLEROSIS

Cada paciente debe ser evaluado individualmente, ya que el tratamiento y la dieta varía de uno a otro, más si hay alteraciones como hipertensión, obesidad, diabetes, antecedentes cardiovasculares y antecedentes familiares de estás enfermedades.

• Si desea hacer algo realmente importante por su salud: NO FUME Free Image Hosting at www.ImageShack.us

• Haga ejercicio físico de forma regular.

• Mantenga una dieta variada, con abundancia de cereales, verduras y frutas.

• Reduzca el sobrepeso con una dieta baja en calorías.

• Disminuya el consumo de carnes rojas, huevos (máximo 2 ó 3 por semana), leche entera y derivados (helados, nata, mantequilla, yogures enteros, quesos grasos,…). Image Hosted by ImageShack.us

• Consuma preferentemente aceite de oliva o de CANOLA y evite los aceites de coco y palma, presentes frecuentemente en productos de bollería, fritos y precocinados.

• Introduzca en su dieta frecuentemente los pescados blancos y en especial los azules (sardina, trucha, atún, caballa, salmón,…).

• Evite el consumo de alcohol.

• Frecuencia recomendada de carnes y aves: carnes rojas, un día por semana; pollo, pavo sin piel o conejo, dos o tres días por semana. Cantidad recomendada: una sola vez al día, no más de 250 gramos.

• Cocinado: cocine con poco aceite (Canola, oliva, girasol o maíz). Evite en lo posible los fritangas y guisos, coma preferiblemente a la plancha o a la brasa. Retire la grasa de la carne antes de cocinarla.

• Condimentos: utilice todo tipo de condimentos. SAL LO MENOS POSIBLE.

• Alcohol: es aceptable en los adultos hasta una a dos copas de vino al día. Es desaconsejable en pacientes con obesidad, embarazadas y pacientes con hipertrigliceridemia.

Dr. MIGUEL OSÍO SANDOVAL

Anuncios